Publicación: 2016-08-05 10:16:43 Por: Monserrat López Piña  Fuente: Redacción StarMedia

La manera en que inicias tu día puede hacer una gran diferencia

Para que todas las mañanas sean realmente buenas para ti, te decimos algunas maneras de comenzar el día que te harán sentir de maravilla.

Chica dormida

Chica dormida. (Foto: Especial)

Muchas veces, aunque no lo veas así, despertar a un nuevo día es en realidad una oportunidad de hacer las cosas diferentes, de cambiar la jornada completa de tu vida y de darle un giro inesperado a las cosas.

Lo ideal sería enfocar toda esa nueva energía hacia cosas realmente productivas y felices. Muchas personas, lo primero que hacen es revisar sus teléfonos celulares y ver las noticias de sus redes sociales o los mensajes que les quitan el ánimo de hacer todo lo que habían planeado.

¿No es injusto? Arruinarte el día que apenas comienza y que tus energías las absorba la vida virtual de los demás, es un ejemplo perfecto de los peores desperdicios que hay en la vida.

Lo recomendable, al empezar el día sería darte cuenta de dos simples cosas: dónde estás y quién eres. Siendo capaz de eso, todo será mejor, no será tan fácil que los recuerdos te derrumben y las energías de la mañana se duplicarán. Empieza a agradecer todo lo que tienes, reconoce la manera en la que luchaste por conseguir lo que querías y planea la manera en la que seguirás luchando por las nuevas metas que te vayas planteando cada día.

De igual forma, es sumamente importante lo que ingieres. Al despertar, lo ideal sería beber un vaso de agua para hidratarte y recuperar el líquido que has perdido durante la noche, además de que el agua en ayunas lubrica articulaciones y huesos, disminuye la hinchazón, las bolsas debajo de los ojos, y el rostro fatigado.

Lecciones que aprendes del líder espiritual Dalai Lama
Tips para ser una persona más positiva
¿Cómo ser más amable y alegrarle el día a las personas?
Nuevo programa de Pati Chapoy en TV Azteca

vídeos relacionados

Scarlett Johansson
Comentarios
La manera en que inicias tu día puede hacer una gran diferencia